Una noche llena de Arte

Más de cuatrocientos invitados se dieron cita en Casa Borell para vivir una divertida fiesta en donde las bebidas corrieron por parte de tequila 1800 Cristalino. Café España deleito a los asistentes con sus quesos, carnes frías, fresas, paté y frutas.  Los beats corrieron por parte del dj Cheto y Ruth Orendain. En la casa se montó una gran pieza de cristales haciendo alusión a la botella de 1800 cristalino, donde los invitados disfrutaron tomándose fotos.
Sin duda una fiesta que se convertirá en una parada obligatoria cada año para los amantes del arte contemporáneo en la ciudad y sus alrededores.

¿Te gustó esta publicación? Compártela con tus amigos:

Deja un comentario